La importancia del intervalo entre sesiones en la fotodepilación

Fotopilación en Armonie

Después del tiempo transcurrido y la experiencia acumulada, se sabe que no es necesario ni recomendable realizar sesiones mensuales de fotodepilación. Lo adecuado es espaciar las sesiones en función de la fase anágena del pelo.

El pelo tiene tres fases de crecimiento: anágena, catágena y telógena. La única fase en la que la fotodepilación es efectiva es en la fase anágena (estado de crecimiento del pelo cuando está unido al folículo piloso). En cualquiera de las otras dos fases, el pelo se encuentra desprendido de la raíz y no podrá hacer de conductor del calor hasta las células germinativas del folículo piloso.

Sabiendo esto, lo que nos interesa es realizar la sesión en el momento en que la mayoría de  Pelo se encuentra en fase anágena y la menor parte posible se encuentre en otra fase.

La única manera que tenemos para saber cuándo se cumple esta condición es espaciar las sesiones de la siguiente forma: considerando que el pelo está una media de 4 meses en fase anágena, se trata de espaciar lo más posible las sesiones sin superar los 4 meses.

En general, el intervalo recomendado es el siguiente:

  • Corporal: una sesión cada 3 meses
  • Facial: una sesión cada 10-12 semanas

Este intervalo también dependerá de otros factores como la velocidad de crecimiento del pelo en cada zona y en cada persona, y de la existencia o no de pelo en la zona a tratar.

¿Qué ocurre si realizo las sesiones cada mes?

Para empezar, si una sesión de fotodepilación ha sido efectiva, AL MES NO HAY PELO.

El proceso tras una sesión es así:

  • En las 2-3 semanas siguientes a la sesión el pelo tratado es expulsado y cae por sí solo.
  • En las siguientes 2-3 semanas la zona permanece depilada.
  • Y es a partir de la 6ª-7ª semana cuando empieza a salir el pelo tratable en la siguiente sesión.

Podemos decir que, si al mes de una sesión hay pelo en la zona, esa sesión no ha sido efectiva. Esto puede deberse a la utilización de un mal a equipo (hay muchos equipos sin la potencia suficiente para depilar correctamente) o un mal protocolo:

  • Mal ajuste de los parámetros
  • Venir rasurada de casa. Es necesario que el personal que va a realizar la fotodepilación vea el pelo para poder valorar el resultado de la anterior sesión, ver dónde está el pelo, determinar los parámetros que requieren el tipo de pelo, etc… Sin embargo, seguidamente pasará a rasurar la zona antes de la sesión, por motivos de efectividad y seguridad de la piel.
  • Depilación en pieles bronceadas. Esta es la mayor contraindicación de la fotodepilación. Cuando la piel se encuentra bronceada casi con toda probabilidad va a resultar quemada en la sesión. Existe la opción de bajar los parámetros para respetar la piel. Pero al respetar la piel, también estoy respetando el pelo. Es decir, no voy a conseguir una sesión efectiva, etc…

El otro aspecto por el que no es recomendable la depilación mensual es porque de esta manera en el momento de la sesión encontraré algo de pelo en fase anágena, pero también bastante en catágena o telógena.

En Armonie usamos equipos DEPITOTAL

 
plugin whatsapp é desenvolvido por Caporal Mkt Digital, especialista em estratégias digitais